Auto descubrimiento,Desamor y fracturas

Danza

Los domingos

bailo

con los pies azules

y el cabello trenzado

 

aplasto el dolor

que duele

angustiado

apretando el vientre

 

las manos al sol

atravesando las figuras

irregulares

manchas de cobre

inclinadas al norte

 

tropiezo

giro y caigo

ya no sangro

y me desconocen

 

nadie danza

como yo sé

y guardo la nostalgia

en el calambre

de nadie.

 

También puede gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *